Descargue aquí el folleto Diplomados UC 2018
Actividades destacadas

Lower Intermediate English 1 / 50 hrs. - Adultos, del 09 de Julio al 26 de Septiembre de 2018,

Elementary English 3 / 50 hrs. - Adultos, del 10 de Julio al 25 de Septiembre de 2018,

Inglés Básico para Comunicar Información Personal, del 15 de Mayo al 15 de Junio de 2018,

Gestión administrativa de farmacia para técnico de enfermería de nivel superior, del 12 de Junio al 14 de Agosto de 2018,

Diplomado en Liderazgo Laboral (Versión Viña del Mar), del 21 de Junio al 16 de Noviembre de 2018,

Taller Nuevas formas de comunicación política: redes sociales, del 29 al 29 de Mayo de 2018,

La importancia del agua en nuestro organismo

En el día mundial del agua, te contamos las principales funciones que este elemento cumple en nuestro organismo; los alimentos que contienen más y menos agua y cuánta de esta agua perdemos y ganamos en el día, de acuerdo al Jefe de Programa del Diplomado en Nutrición y Alimentación para el Rendimiento Deportivo y Salud de la Escuela de Medicina UC.


Pareciera ser una frase repetida pero lo cierto es que el agua es el componente mayoritario de nuestro cuerpo y un pilar esencial en la alimentación diaria. La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda que los adultos ingieran de 30 a 35 mililitros de agua al día por kilogramo de peso, lo que significa en promedio dos litros de agua.  “El agua es un compuesto químico muy estable, formado por átomos de hidrogeno y oxígeno, de formula H2O; es inodora, insípida e incolora, y su enorme presencia en la Tierra (el 71% de ésta se encuentra cubierta de agua) determina en buena parte la existencia de vida en nuestro planeta”, afirma  el nutricionista y kinesiólogo y Jefe de Programa del Diplomado en Nutrición y Alimentación para el Rendimiento Deportivo y Salud, Mauricio Ríos Fuentealba.

De acuerdo al nutricionista y kinesiólogo, dentro de las funciones del agua en nuestro organismo podemos encontrar:

  • Es el mayor constituyente de nuestro organismo.
  • Favorece un ambiente para reacciones bioquímicas dentro de la célula.
  • Movimiento constante en el organismo (dinámico)
  • Posibilita el transporte de nutrientes a las células.
  • Contribuye a la regulación de la temperatura corporal.
  • Colabora en el proceso digestivo. 

Dado a que es el mayor constituyente de nuestro organismo, es entonces importante poder cubrir los requerimientos a través de la alimentación. Existen pérdidas de agua diarias que pueden o no ser percibidas por un individuo, como por ejemplo aquellas que son por la digestión, la respiración,  la sudoración y la orina principalmente. Estas pérdidas nos obligan a mantener en equilibrio la hidratación, siendo necesaria mantenerla mediante la ingesta de agua principalmente.

Junto con el agua, existen muchos alimentos que contienen una mayor proporción de agua, como es el caso de frutas y verduras principalmente. Dentro de éstas podemos encontrar: las hortalizas, que contienen alrededor del 93 a 95 % de agua; pepino de ensalada (97% ),  sandía (96%),  apio ( 95%), espinaca (94%), espárragos (94%), frutillas (92%), lechuga (95%),  tomate (94%), pomelo (90%) y repollo (92%), además de otros que a simple vista no parecieran contener tales como el brócoli (91%) y la coliflor (92%).

Es importante destacar que tanto las frutas como las verduras que puedan ser consumidas de forma natural mantendrán estas concentraciones de agua; sin embargo aquellas sometidas a cocción por tiempos superiores a 20 minutos a temperaturas elevadas perderán mayor cantidad de agua al igual que si son mantenidas a temperaturas ambientales elevadas.

¿Cómo saber cuándo estoy deshidratado/a?
Según el académico, cuando uno se encuentra en un estado de deshidratación hay ciertas manifestaciones que pueden ser importantes tener en cuenta; por ejemplo, cuando se pierde alrededor del 1-2 % del peso corporal  por pérdidas de líquido podemos encontrar: sed intensa, pérdida de apetito, fatiga, dolor de cabeza. “Incluso, las pérdidas sobre el 6 % del peso corporal como resultado de pérdida de agua pueden llevar a un incremento de la temperatura corporal y provocar una falla multisistémica (renal y cardiovascular)” advierte el especialista.

¿Cómo saber cuánta agua ingerimos de un alimento?
El agua tiene una densidad de 1, por lo tanto 1 ml equivale a 1 gramo. Si un alimento es 95% agua, significa que de cada 100 gramos, 95 son agua.

¿Cómo saber cuánta agua perdimos?
“Bajo el concepto anterior, si hago ejercicios y mi peso previo es de 75 kg. y luego una vez finalizado mi peso es de 74,5 kg. lo que perdí equivale a 500 grs o 500 ml de agua, estos deberían ser repuesto en las primeras horas luego de finalizado el ejercicio”, continúa.

Es muy importante entender que la sed es una señal tardía en relación a la pérdida de agua, es decir, cuando tenemos sed ya hemos perdido alrededor del 1 % del agua corporal total, en algunos casos entre el 1% y el 2%, lo que nos obliga entonces a consumir ya sea agua libre o natural como alimentos ricos en agua (frutas y/o verduras). Finamente, Ríos destaca que las bebidas gaseosas tienen elementos en su composición que no necesariamente rehidratan, pues muchas de ellas tienen un aporte de azúcares simples que provocan junto a otros elementos una mayor sensación de sed posterior a su ingesta y no recuperar las pérdidas de agua. Asimismo, las bebidas energéticas tienen compuestos adicionales que no favorecen la hidratación si no que todo lo contrario aumenta las pérdidas de agua estimulando la diuresis (orina).

Información periodística:
cazamorac@uc.cl
Con informe del docente de Nutrición y Dietética y Jefe del Diplomado en Nutrición y Alimentación para el Rendimiento Deportivo y Salud, Mauricio Ríos.

banner_uc